viernes, febrero 20, 2009

Evo Morales y George Bush sobre el lago Titicaca

Vía paterna me llega esta anécdota que cita el periodista argentino Hugo Presman, un cuento que es perfecto ejemplo de hasta dónde pueden llegar los medios de comunicación a la hora de desprestigiar los procesos de cambio que llevan adelante numerosos países latinoamericanos:

“George Bush, siendo todavía presidente de los EE.UU., preocupado por el curso radicalizado de los acontecimientos en la Bolivia presidida por Evo Morales, le solicita una entrevista secreta. Convienen en realizarla en un bote en el Lago Titicaca. Sin embargo, la noticia trasciende al punto que más de trescientos periodistas contemplan desde la orilla el histórico encuentro. De pronto, a George Bush, por un fuerte viento, se le vuela su sombrero texano. Evo lo tranquiliza diciéndole que él se encargará de recuperarlo. Sale del bote y camina sobre las aguas. Ante la mirada estupefacta del presidente norteamericano y los periodistas, Evo recoge el sombrero y vuelve caminando sobre el lago, asciende al bote y se lo entrega a Bush, quien se lo coloca en su cabeza.

Los diarios del mundo entero, al día siguiente, titulan en letras catástrofes: 'EVO NO SABE NADAR'”.

1 comentario:

dakar dijo...

jajajajajjajajajaja, jajajjajajajjaja, pana no puedo para de reirme ...que bueno esta esto jajajajajja.

Sabes hermano, esto de la mala praxis de los medios creo que es en todo el hemisferio, aqui en España es horrible ver la manipulación de losnoticieros y la intención descarada de alienación como diría Marx.

Un saludo