jueves, septiembre 30, 2010

Aplicando la "lógica" electoral opositora a una Junta de Condominio

Hoy les voy a hablar de una Junta de Condominio conformada por 50 vecinos y vecinas. La pared que da entrada al edificio está algo desgastada y quieren pintarla. Un grupo de vecinos opina que debe pintarse de blanco; otro, de rojo, y un tercer grupo, de azul. Como no llegan a ningún acuerdo tras diversos (e interminables) debates, deciden someter el asunto a votación, dadas sus posiciones irreconciliables.

Sumados los votos, el resultado fue el siguiente:

Votos a favor de pintar la pared de blanco: 23.
Votos a favor de pintar la pared de rojo: 24.
Votos a favor de pintar la pared de azul: 3.

El grupo que quería pintar la pared de rojo, una vez contados los votos y ser declarado el vencedor, toma unos botes de pintura y se dispone a pintar la pared de ese color, cuando los demás vecinos los detienen.

"Un momento, ustedes no pueden pintar esa pared de rojo, porque no son la mayoría" les dice uno del grupo pro-blanco.

"¿Qué?", pregunta extrañado otro de los vecinos, con brocha y un tobo pintura roja en la mano. "Votamos y la opción de pintarla de rojo obtuvo 24 votos, la de blanco 23 y la de azul 3, por tanto la opción de pintarla de rojo resultó ganadora".

"Falso" le replica otro vecino. "Ustedes tienen 24 votos, pero nosotros 26" expone uno del grupo pro-azul.

"¿Cómo que 26? Ustedes apenas sacaron 3 votos" replica entre divertido e indignado uno de los vecinos partidario del color rojo.

"No, nosotros sacamos 3, pero sumados a los 23 que sacaron los que querían pintarla de blanco, somos 26" responde éste, sin pinta de estar bromeando.

El vecino con el tobo rojo se queda sorprendido ante esa lógica, absurda y antidemocrática desde todo punto de vista.

"¿Ajá, y ahora, cómo hacemos? ¿Para qué votamos? ¿De qué color la pintamos entonces?" pregunta con un inevitable toque de ironía en la voz.

"No sé. Pero de rojo no" replican fríamente desde el otro grupo de vecinos, ahora unidos por la rabia de que sus distintas opciones no fueran las ganadoras en la votación.

Y ante el ademán de seguir con lo acordado por parte del grupo de rojo, dispuesto a pintar la pared del color que fue elegido democráticamente, el grupo opositor le lanza un amenazador "y si se treven a pintarla de rojo, prepárense para lo peor".

Si se dan cuenta, el comportamiento del grupo de vecinos intolerantes de esta nota es idéntico al de PPT y MUD tras los resultados del 26S. Corrijo: tras los de cualquier elección en Venezuela que no les favorezca, valga la redundancia.

Y encima pretenden darnos lecciones de democracia...

---------------------
PD: Este es una fábula basada en los porcentajes del total nacional del 26-S, aunque como expliqué ayer no pueden sumarse los votos de elecciones locales como si fueran nacionales, del mismo modo que no se pueden sumar peras y manzanas. Este artículo demuestra que, incluso tomando como válido ese incorrecto cálculo opositor, su comportamiento ante los resultados del domingo es profundamente antidemocrático.

9 comentarios:

hatake dijo...

Muy didáctico, pero los escuacas seguirán sin entenderlo...

yoelvisdd dijo...

excelente fábula camarada Okrim. Pero, porqué no deja de explicar mate a los escuas y se dedica hacer una película, jejeje. Muy claro que hasta Manuel Rosales lo entiende.

ventopiumoso dijo...

Ah ah muy muy claro!
Yo tambien, ho spiegato questa cosa qui, sul tuo esempio di D'hortlandia :)
(in italiano)

Anónimo dijo...

Didácticos mis cojones. Lo que procede en ese caso es hacer una segunda vuelta entre rojo y blanco. Es claro como el agua.

Guillem dijo...

Okrim, suelo estar de acuerdo con tus comentarios, pero esta vez creo que tu ejemplo es flojo. En votaciones como la que planteas para elegir el color de una pared, hay métodos más democráticos que el criterio de la mayoría (la votación a doble vuelta que plantea otro comentario NO está entre ellos): p. ej. el método de Condorcet (http://es.wikipedia.org/wiki/M%C3%A9todo_de_Condorcet), o el de Borda (http://es.wikipedia.org/wiki/Recuento_Borda), que reflejan mejor las preferencias reales de los votantes. En Debian usan el método de Condorcet para elegir a su "líder" por tres años, entre una lista de candidatos. Creo que en Venezuela deberíais tomaros en serio este tema de los métodos de votación, innovar algo más, porqué tienen una gran influencia en los resultados de unas elecciones, y los que se suelen usar (incluyendo Venezuela) son francamente malos. Hoy en día, con la tecnología informática, es posible implementar sistemas de votación algo más sofisticados pero más democráticos.

Luz dijo...

Estimado Okrim, sería bueno hacer esta analogía pero con los datos de las gobernaciones y alcaldías del 2008, donde la diferencia de votos fue de 24% a favor del gobierno y la diferencia entre gobernaciones fue de 54%, y alcaldías como 60% a favor del gobierno y hay 5 estados donde a pesar de que la oposición gano las gobernaciones el gobierno ganó en número de alcaldías, ver http://www.radiomundial.com.ve/yvke/noticia.php?15292

Cooperativas Venezuela dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Cooperativas Venezuela dijo...

De verdad, causa admiración tu tenaz esfuerzo por intentar explicar, con pedagogía.

Paciente esfuerzo en el que no sé si pudiera yo colaborar porque los escuálidos -y lo sé porque entre ellos convivo- consideran VÁLIDO cualquier argumento, cualquier triquiñuela, cualquier marramucia.

Es asombroso ver la agudeza que exhiben para reforzar su punto -los pocos que debaten- y la lentitud de sesera inconmovible en el caso contrario, por cierto, el más frecuente.

Ejemplo claro -pero no el más importante- como salen de la chistera las dobles vueltas y modelos matemáticos, cosas estas distintas a las que ambas partes aceptamos como reglas, con sobrada anticipación, para esta contienda.

El ejemplo es flojo, Okrim Opina. Este y todos los ejemplos que pongas serán flojos, inoportunos y lo serán siempre, porque en una democracia decente no habría lugar a que un bando siempre esté en este permanente mise en scène de este culerón de amor por la democracia... mientras sueñan golpes y revueltas que nunca llegarán.

"Cochino flaco soñando con trojas de maiz" dicen en mi pueblo

Eso explica porqué hay de todo en la Asamblea Nacional: Gente que gritaba CNE Es Frrraauuude y hoy son candidatos con ese mismo CNE; conspiradores congénitamente fracasados y una larga fauna de bodoques de toda laya. Hasta tienen su homicida y mafioso de postín, mientras lloriquean qué sé yo qué sobre la inseguridad personal.

En fin, los mismos que trajeron a Chávez en 1998, quieren hoy ser el gran médico tratante que nos diga cómo salir de él.

Allá los lerdos que crean que esos remedios.

Anónimo dijo...

Lo cierto es que todo método representativo es eso, representativo o trata de aproximarse a una representatividad que no existe.

Quiero decir que como todo fluye y como nadie se baña en el mismo río ya que sus aguas corren, significa entonces que cada hora, cada día, cada tema las posiciones políticas del pueblo varían.

Todo esto sin contar con la manipulación mediática, las medias verdades y las realidades que tergiversan la realidad total.