jueves, noviembre 01, 2007

¿La reforma, por bloques? ¡Sí va!

Parece que al final la reforma va a ser votada en bloques, algo que desde todos los puntos de vista es una mejora democrática en el proceso de aprobación o rechazo de la misma, como expresé en otras ocasiones, hace tiempo. Esta decisión -de relativa última hora- me lleva a varias reflexiones y dudas:

a) Algunos opositores pensarán que es debida a la presión que estos han ejercido, algunos de manera violenta (omnipresentes en televisión) y otros de manera razonada (estos no suelen salir en ningún canal de TV, por suerte yo conozco algunos personalmente, por lo que infiero que no son los únicos). Pero no se engañen: esta decisión no tiene que ver con las movilizaciones del "poder" estudiantil opositor, ni remotamente, si no con otras razones.

b) Creo que algunos en el gobierno (desde el mismo Chávez hasta sus asesores) han hecho caso a algunas voces y señales de alerta que advertían que una votación en un único bloque llevaría a una mayor abstención entre los que están con el proceso (la oposición en su aplastante mayoría votará a todo que no, en forma de bloque, en bloquecitos, artículo por artículo, sílaba a sílaba o como quiera que se presente). Y ganar 60-40 con un 40% de participación no es lo mismo que hacerlo con un 60% de los venezolanos presentes en la votación. ¡La lucha es contra la abstención! La oposición se derrotó a sí misma hace mucho, y ha encontrado una especie de placer masoquista en ese hoyo.

c) Esta flácida oposición vuelve a ser golpeada en sus argumentos, puesto que venían solicitando lo de los bloques desde hace más de dos meses (por motivos distintos a los míos y los de otros revolucionarios), y a un mes y pico de la convocatoria tendrán que cambiar su estrategia (y sus micros, y sus anuncios en prensa, etc).

d) ¿Cuántos bloques serán? ¿Dos? ¿Tres? ¿Más? ¿Se mezclarán por temas? ¿Se dividirá simplemente con el criterio de quién los presentó (Chávez, Asamblea Nacional, Debate Popular...)? Creo que lo más positivo -también lo más complejo- es agrupar por temas, pero no parece que vaya a ser ese el caso. Ahora bien, si no se divide por bloques temáticos y se sigue otro criterio, eso no significa que sea la prueba de vivimos sojuzgados bajo una dictadura brutal y opresiva: en otros procesos parecidos en países del "primer" mundo no se consulta a nadie, se vota en un bloque y todavía espero a algún opositor que me diga indignado que la Constitución europea fue aprobada de manera unilateral, sin consulta de ninguna clase, sólo un "Sí" y un "No" en un papel, con una ridícula cobertura en los medios, y que eso demuestra el carácter brutal y antidemocrático de la Unión Europea.

e) ¿Quién decidirá el modo de hacer la división? ¿La asamblea? ¿Chávez? ¿El CNE? ¿Cuándo se tomará esta decisión? La entrega al CNE está prevista para mañana viernes. ¿La división en bloques se hará después? Es decir, ¿la hará el CNE siguiendo instrucciones de la AN? Porque si se pretende hacer el referendo el 2 de diciembre, y constitucionalmente la propuesta debe entregarse 30 días antes, mañana viernes finaliza el plazo de entrega... Intuyo que el modo de presentar la propuesta en referendo se puede hacer fuera de ese plazo...

f) El hecho de que los artículos se agrupen según quién hizo cada propuesta puede dar a interpretaciones algo feas, y hasta malintencionadas en algunos casos. ¿Chávez prefiere la división en bloques porque considera que algunos de los artículos nuevos van contra el espíritu original? No parece, porque pide que se aprueben todos los bloques ("Sí, sí y sí", dijo ayer tarde).

Casi todas estas preguntas tendrán respuesta pronto, y una vez esté definido el modo de presentación -la propuesta en sí ya está lista- para el referendo, se abrirán un montón de posibilidades y espacios (sí, ¡más espacios!; a los demócratas, demócratas de verdad y no de casting televisivo, nunca nos parecen suficientes) sobre a qué bloque votar, si a todos, si a algunos, si a ninguno y el por qué de cada decisión.

Los resultados, como afirma Luigino en su blog, también serán muy interesantes de analizar. Cada estado, cada alcaldía, cada parroquia votará de forma distinta, unos más a este bloque y otros menos al otro, y esos resultados serán un mapa político y social invaluable, un detallado y democrático reflejo de lo que desean o rechazan los venezolanos.

Esta decisión, aunque pueda parecer un rompecabezas por los nuevos espacios que genera, trae más democracia de la que ya de por sí hay en Venezuela, y eso es siempre una buena noticia.

1 comentario:

Victor Johan Morales O. dijo...

Hola amigo y camarada... pienso que lo que está haciendo el presidente está muy bien porque él sólo quiere que haya más participación y derrotar a la abstención histórica que hay en este tipo de eventos (referendum. además le vulve a dar una trompada a la oposición porque ellos querían que fuera en bloques... igual va a ser aprobada!!! gracias
http://petroleoaldia.blogspot.com